blog img

En ThermoPanel® conocemos la trascendencia que tiene el contar con instalaciones confortables con aislante térmico. No solo para una vivienda, sino para un proyecto cuyos requerimientos incluyan la regulación de la energía calórica.

Como ya se ha hecho mención con anterioridad, disponemos de materiales aislantes que disipan el ruido. En el caso de la temperatura, algunos de ellos sirven para esta finalidad, y lo hacen de manera similar.

¿Qué es un aislante de calor?

El aislamiento hace referencia a un concepto muy simple. Se trata de crear una barrera para impedir el paso del calor. El componente destinado a hacerlo debe poseer las características necesarias para cumplir tal objetivo.

Ejemplo de cómo actúa el aislante térmico en una casa

La gran mayoría de los materiales usados dentro de la industria de la construcción, pueden tener un buen desempeño. No obstante, todo dependerá de las condiciones del clima y ambiente del lugar en cuestión.

Algunos de ellos como la madera, el concreto o ladrillos no se caracterizan por impedir la transmisión de calor. En general, los materiales porosos son los que mejor funcionan, aunque por sí mismos no pueden ofrecer un óptimo resultado.

Entre los componentes más utilizados hoy en día como aislantes térmicos para casas y edificaciones encontramos al corcho, la lana mineral o de vidrio, la paja, y un compuesto laminado de yeso y cartón llamado pladur, entre otros.

El poder del multipanel

En cuanto a los metales, resultan poco efectivos para esta tarea, sin embargo, el acero galvanizado destaca por ser un caso aparte, ya que resulta todo lo contrario, posiblemente es el mejor aislante térmico disponible en el mercado.

El acero galvanizado lo encontramos en los paneles aislantes (o multipanel), los cuales son muy efectivos, ya que fusiona sus propiedades con materiales puramente aislantes, como el caso del poliuretano y el poliestireno.

Gráfico de aislante térmico equivalente de diferentes materiales
Aquí se muestran los espesores de cada material requeridos para obtener un aislamiento térmico equivalente. Por ejemplo, un muro de poliuretano de 5 centímetros de espesor equivale a un muro de 173 centímetros de espesor en bloques de ladrillos.

Nuestro multipanel contiene un núcleo de poliuretano expandido de alta densidad. Además de brindarle la regulación térmica necesaria, ofrece una protección adicional contra el fuego, y por supuesto, una altísima resistencia.

Cabe añadir que los materiales aislantes de calor, deben estar presentes en prácticamente la totalidad de la estructura de un edificio o vivienda, ya que de ello depende la obtención de una temperatura ideal.

Ante ello, la mejor opción para olvidarse del calor es optar por la instalación de paneles, que sirvan como aislante térmico para techos y aislante térmico para paredes. Ambas partes conforman una estructura perfectamente unida, lo que va a impedir que el calor se propague en el interior.

Lo mismo sucede con las cámaras frigoríficas, al tener un espacio completamente sellado, se mantiene el frío requerido.

Importante mencionar también que el multipanel es amigable con otros materiales de construcción. Usted lo puede complementar de manera sencilla y eficiente.

Como dato adicional, considere lo siguiente. Se puede ahorrar gastos extra generados a partir del consumo eléctrico de sistemas de ventilación o aire acondicionado.

Si se plantea contar con un espacio templado para su proyecto de construcción o remodelación, ahora conoce todos los factores a tomar en cuenta.

Tags:

Leave a Reply